Academic Journals Database
Disseminating quality controlled scientific knowledge

15 años del Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional de Colombia

ADD TO MY LIST
 
Author(s): Dolly Montoya

Journal: Revista Colombiana de Biotecnología
ISSN 0123-3475

Volume: V;
Issue: 1;
Start page: 101;
Date: 2003;

Keywords: instituto | biotecnologia | universidad | nacional | colombia

ABSTRACT
rabajo interdisciplinario, Inte-facultades e interinstitucional, basado en el reconocimiento de la diferencia, ha permitido la cualificación y el desarrollo armónico del Grupo respetando la individualidad. Este tejido de investigadores ha acumulado conocimiento, ha gestionado y ejecutado proyectos de investigación, así como el desarrollo de la Maestría Inter-facultades de Microbiología y está promoviendo la creación del Doctorado. La base de esta iniciativa la tuvo el Grupo de Biotecnología fundado en 1982, el cual logró diseñar, construir y poner en marcha el Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional de Colombia - IBUN en 1987.En investigación el Grupo ha hecho avances significativos, presentamos en la Convocatoria de COLCIENCIAS nueve grupos de investigación liderados por el IBUN y participamos en tres Grupos liderados por las Facultades. Estos grupos realizan su trabajo en 15 laboratorios dotados a través de proyectos, producto del esfuerzo continuo y denodado de nuestros investigadores. En ellos se desarrolla investigación básica, con el empleo de técnicas de bioquímica, microbiología, química, tecnología de enzimas, ingeniería bioquímica, biología molecular, en microorganismos, plantas, células animales y humanas. La investigación y el desarrollo tecnológico se lleva a cabo por investigadores adscritos activos y pensionados, vinculados provenientes de otras facultades, todos ellos con niveles de posgrado, maestría, doctorado y especialidades del área de la salud, jóvenes investigadores, pasantes y los auxiliares de laboratorio. La formación de estudiantes de pregrado, posgrado de los programas curriculares de las diferentes facultades, ha sido una constante. El personal administrativo brinda su generoso concurso con amor y dedicación; todos estamos anclados a la vida y al quehacer diario del IBUN, todos hacemos del IBUN nuestro espacio de realizaciones personales y colectivas y lo mas importante, hacemos de nuestros sueños realidades.Durante los últimos años, hemos dado un salto cualitativo hacia la aplicación y transferencia de biotecnologías, generadas a través de la historia del IBUN. Es denominador común en todos los proyectos que la investigación básica la realiza el IBUN, y la aplicación, el desarrollo a nivel piloto y las pruebas de campo se realizan conjuntamente con las empresas y la misma comunidad usuaria y aún proponente de las iniciativas. Durante los últimos tres años hemos obtenido biofertilizantes con Biocultivos S.A, de los cuales existen tres registrados ante el ICA, con resultados exitosos en las pruebas de campo. Se está patentando un biopolímero cuyo desarrollo le mereció al grupo de levanas el tercer premio en Ventures 2000 para innovadores, seleccionados entre 1750 proponentes. La aplicación de este biopolímero para producir cápsulas de uso farmacéutico se está llevando a cabo con la empresa Procaps de Barranquilla. Con la Empresa Colinagro S.A se está escalando un biopesticida usando Bacillus thuringiensis.Los desarrollos tecnológicos cuyos resultados son de dominio público se han hecho en ñame y en caucho. En el marco del Programa Nacional de Biotecnología Agrícola financiado por Holanda, el trabajo creativo y disciplinado del grupo durante 6 años generó soluciones para mejorar el cultivo de ñame en la costa Atlántica, las cuales han sido transferidas a pequeños productores. En caucho, a través del convenio Miniagricultura-Mavalle S.A-IBUN, se está construyendo una planta piloto para beneficio de caucho tipo crepé en Puerto López (Meta) y desarrollando un paquete tecnológico el cual será de dominio público.Nuestro trabajo habla de la necesidad urgente de la planta piloto para el escalamiento de procesos biotecnológicos, la cual venimos gestionando durante los últimos 20 años, no sólo para los desarrollos del IBUN, sino que debe prestar servicios a los demás centros de investigación del país. La planta piloto estimularía la generación de una organización en la cual la investigación y desarrollo sean el motor que se encadena al desarrollo con las destrezas de negociación. Para ello se requiere aunar esfuerzos en la universidad, con el fin de reunir personal altamente calificado y especializado para dirigir los procesos de innovación, la aplicación de las innovaciones y su transferencia al sector indus-trial. Ello está también ligado a la capacidad para recibir o desarrollar las innovaciones; esta transferencia no es asimilable a una compra-venta, sino que se requiere una acumulación tecnológica considerable para entender la forma concreta de operación, función de trabajo y cambio de hábitos y operaciones de la empresa.Al cumplir los 15 años, el IBUN afronta grandes retos hacia el futuro, los cuales están ligados al ascenso a la sociedad del conocimiento cuyo propósito es promover el desarrollo económico a través de la aplicación de innovaciones en ciencia y biotecnología, para generar empleo y bienestar social. También nos compete la responsabilidad de propiciar un amplio debate público, para presentar ante la sociedad los avances biotecnológicos con argumentos científicos, con el propósito de lograr apoyo público y confianza en los investigadores para abordar las discusiones éticas y sociales, como lo hemos hecho con los Organismos Genéticamente Modificados. Así podremos contribuir al desarrollo de políticas para garantizar la explotación de las tecnologías de manera activa y responsable, para evitar ser simplemente consumidores de las mismas. En este marco, no es posible plantearse el impacto biotecnológico, al margen del contexto económico, social, cultural y político en el cual se harán las aplicaciones biotecnológicas industriales. Ello pasa por la innovación política y sociocultural, que muestre el horizonte de desarrollo industrial y equidad social, que estimule la actividad innovadora en todos los niveles de la sociedad. En otras palabras, no basta poseer una masa crítica, creatividad, proyectos, iniciativas, si no se logra influir los círculos de tomadores de decisiones.Contamos con una invaluable masa crítica de investigadores, la cual requiere hoy más que nunca el apoyo institucional y del Estado para responder a los retos del futuro en genómica, bioinformática y nanobiotecnología. Para afrontar este desafío se debe propiciar la cooperación con otros grupos de la universidad y nacionales, para hacer alianzas estratégicas internacionales con el propósito de entender mejor estas tecnologías, identificar los desafíos y oportunidades que nos permitan conocer y explotar sosteniblemente la biodiversidad, desarrollar estrategias de investigación, desarrollo e inversiones a futuro. Para ello es necesario establecer un agresivo plan de plan de relevo, actualización y modernización tecnológica de recursos humanos e infraestructura. En otras palabras, conformar una ciudadela inteligente de la vida, con estrategias definidas de manera colectiva en torno a las necesidades del país y con criterios claros de evaluación.Escribiendo estas últimas líneas siento que la historia se repite, conservo en mi memoria las críticas suscitadas hace 20 años cuando propusimos diseñar y poner en marcha el IBUN y formar investigadores en Biología molecular; a muchos les parecía un desperdicio de recursos para un país en vías de desarrollo. La vida nos ha dado la razón, tenemos productos basados en este conocimiento transfiriéndose al sector productivo, poseemos capacidad técnica nacional para afrontar los retos del futuro, por supuesto se requiere mucho apoyo estatal y establecer un plan de captura de los recursos umanos formados en el exterior la mayoría de ellos con recursos nacionales, para incorporarlos a nuestros centros de investigación. El éxito de cualquier país que se decida por la economía basada en conocimiento depende de la generación, divulgación y aplicación de nuevos conocimientos.Queremos compartir los 15 años de creación del Instituto de Biotecnología, 20 años del Grupo de Biotecnología, 20 años del Seminario Permanente "Jueves de Biotecnología" y 12 años de la Maestría Inter-facultades de Microbiología, con las instituciones que han sido parte fundamental de nuestro desarrollo y sin cuyo concurso no habría sido posible llegar a donde estamos: en primer término a la Universidad Nacional de Colombia y toda su comunidad universitaria, a Colciencías, ICFES, Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, Servicio Nacional de Aprendizaje SENA, Fundación para la Promoción de la Investigación y la Tecnología del Banco de la República, CORPODIB, BIOTEC, CIB, CIAT, CIF-CEVIPAPA, Instituto Nacional de Salud, empresas como Biocultivos S.A., Colinagro S.A, Procaps S.A., Vecol S.A., Bayer Crop Science, Japan Intemational Cooperation Agency. Atodas las instituciones internacionales que han hecho aportes significativos para la consolidación del IBUN a través de la formación de investigadores y de proyectos cooperativos, destacando a: ONUDI, UNESCO, FAO, OEA, National Science Fundation USA, Consejo Británico, Fundación Volkswagen de Alemania, Ministerio de Cooperación de Holanda y Corporación para el Desarrollo Participativo y Sostenible de los Pequeños Productores Colombianos PBA, Programa Inco de la Comunidad Económica Europea, Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional Autónoma de México, Intemational Develop-ment Research Centre de Canadá y a todas las organizaciones que han contribuido al trabajo creativo y disciplinado de un grupo de profesores de la Universidad Nacional, cuyos resultados han generado un positivo impacto nacional tanto en el ámbito académico como en el social.
Why do you need a reservation system?      Affiliate Program